sábado, 23 de abril de 2011

DÍA DE LA PALABRA

                                                                  Foto de la red

Y cuando te miro
descubro un rostro conocido,
y pienso
que en el cristal
siempre está el reflejo.

Y cuando te imagino
nunca te acierto,
ese viento que nos lleva
despeina tus velos.

Y cuando te escribo no son palabras.
Míralas por dentro
donde la poesía se esconde
siempre en el reverso
y no en la imagen distorsionada
de tus ojos sobre el espejo.

Y cuando te miro
no encuentro a nadie.

El del cristal es mi destello.


8 comentarios:

TORO SALVAJE dijo...

La poesía se esconde por precaución.
Hay mucho bruto suelto.

Saludos.

luis dijo...

José Antonio, es cierto que es detrás de las palabras donde se esconde la verdadera poesía pero, tú la haces brillar en cada letra, en cada palabra, en cada verso.
Una gozada pasar por aquí y leer tus poemas.
Saludos

emmagunst dijo...

pero si sigo mirando sí puedo ver(te), solo debo ser paciente, que se calme el reflejo, que deje de titilar y en el silencio ahí estás, tan parecido a mí

Paloma Corrales dijo...

Pinceladas de nostalgia que subrayan soledad, quizás detrás del destello o más, mucho más lejos.

Abrazo.

Princesa115 dijo...

La poesía se esconde porque no queremos que salga a la luz, esa luz puede iluminar demasiados sentimientos.

Un saludo y que la vida te sonría

Isabel Mª González dijo...

Y cuando te leo
imagino,
y no se si acierto,
pero vivo.

Mixha Zizek dijo...

Entré atraída y curiosa por el título de tu blog, y leo tu poesía y me quedo navegando entre tus palabras, besos

María dijo...

Hay algo de mágico en la poesía, es imposible nombrarla con palabras. Esas palabras flotan en todo lo desconocido que guardamos dentro.
Con tus versos me quedo flotando en tu reflejo.
Un abrazo