martes, 11 de febrero de 2020

POEMA



SABIDURÍA NATURAL
                         Para mi hijo,  en el día de su cumpleaños.

QUÉ sabio es el almendro.
Tan quieto, inamovible, ahí postrado,
deja que el tiempo cumpla su labor.

Sabe el almendro, y no sé cómo,
que todo tiempo acaba renovándose,
que en esa espera poco seductora
un día surgirá algo diferente,
y habremos de decir,
qué inteligente el tiempo, cuánto sabe.

¡Qué sabio! Todo el año cuatro ramas
peladas, mondas y lirondas, secas
como estacas y, justo hoy, un once
de febrero me encuentro un simple almendro
con sus ramas cedidas por la carga
de tanta flor abierta.

Cuánta sabiduría natural.
Qué sincronización más misteriosa.

¿Qué habrá detrás de tanta perfección?

Tal vez el tiempo, un día,
me diga, me hable a su manera,
me aclare tanta duda turbadora.

2 comentarios: