jueves, 19 de noviembre de 2015

POEMA

                                                Foto de un servidor


LA VIDA REPETIDA

   OTRA vez las castañas en el suelo.
Es el otoño madurando el árbol
y haciendo de lo orgánico el ejemplo
de lo que en sí es la vida: es la nobleza
de darse por entero al vasto mundo,
con las manos alzadas, sin temor,
pues es la tierra siempre la que acoge,
la que en su seno abriga y da refugio
del frío permanente que es la nada.

Es sano reciclaje de la savia.
Es cuerpo renovado.
                             Es el vacío:

eso que es canto al cual se agarra el alma
como a un ardiente clavo inexistente.

Es la repetición.
Saberse parte de un eterno fin.

4 comentarios:

JOSÉ LUIS MORANTE dijo...

Maravilloso poema, denso, emotivo, existencial, hecho de la misma materia que las horas. Mi más cordial enhorabuena, querido amigo.

José Antonio Fernández dijo...

Muchas gracias José Luis. La poesía siempre se escribe con la duda del lector, así que me alegran mucho tus palabras.

Un fuerte abrazo.

SUSANA BENET dijo...

Acabo de leer tu poema, tan espléndido y lleno de energía. También tu poesía se recicla con savia nueva. Besos,

José Antonio Fernández dijo...

Muchas gracias Susana. Me alegra que te haya gustado.

Un fuerte abrazo!